Todas estuvimos enamoradas de un Diego. Y no es para avergonzarnos, es para darnos cuenta cuánto es que valemos.
De Frida aprendí tanto; si bien es cierto ella jamás se dió el lugar que merecía, de ella aprendí a dármelo. Todas nos hemos topado con algún Diego, esa persona que quisimos a rabiar y que soportamos todo, quién nos engañó y mintió y lo seguíamos prefiriendo. No, no estábamos tontas, pensábamos que estábamos enamoradas y eso nos hizo ser así.
Diego fue quien me enseñó a que en el amor te deben de respetar, de aceptar y que el querer no es suficiente, hace falta más. De Frida aprendí a ser fuerte, a llorar sin que me vieran y a valorarme mejor, porque no merecía que un Diego me hiciera menos, que un Diego se quedara en mi vida, yo merecía más.
De Frida aprendí a ser independiente, a quererme, aprendí a querer mi soledad, a estar mejor sola que con un Diego que lejos de hacerme reír, lloraba por él todas las noches.
Todas tuvimos a nuestro Diego, esa persona por la cual aprendimos demasiado y que aunque hoy no esté en nuestras vidas, agradecemos su presencia, gracias a él sabemos que es lo que queremos y no del amor, que amar no es sufrir, y que una relación no es engaño.
Frida sufrió pero yo ya no.

PD: yo tuve a un chulito- LF

De la web

Visitas: 168

Los comentarios están cerrados para este post

Comentario por Naui el julio 19, 2017 a las 5:02pm

Experiencias negativas que aveces no aprendemos a la primera, pero llega el momento en que se convierte en una lección aprendida y asimilada.

Saludos! :)

Comentario por marina salobreña el julio 19, 2017 a las 10:00am

Si Naui, todas hemos tenido un Diego, experiencia tan negativa que sin embargo nos ha regalado una impagable lección para vivir muchísimo MEJOR!!!

Saludos!!

© 2004 - 2020   Anundis.com :: Discapacidad :: Red Social   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio