Cuando el ser humano sepa lo difícil que es ser una persona en situación de discapacidad, una persona sin dinero, una sin salud, una sin esperanza en el mañana porque la soledad la absorbió sabrá cual es la cara de Dios.

Somos hijos todos de la misma cepa pero la vida, los afanes de la vida actual, los dolores de ver a diario muertos y más muertos que ya nadie llora ni siente.

El olvido de la gente ante su realidad más cercana y más agobiante como es salir a flote solos como se pueda sin mirar abajo, atrás o a las demás personas que se llevan por delante.
La vida con su rapidez nos lleva de la cara sin mirar siquiera qué dejamos atrás, qué olvidamos, qué dejamos de enseñanza a los niños, qué estamos haciendo en nuestras vidas para que un día haya un mañana bueno para todos y no esta miseria que nos corroe como es la falta de solidaridad con el más humilde, sencillo y necesitado, la cobardía de asesinar la infancia con el morbo, la crueldad contra los inocentes niños y los abusos sexuales que cada día son más normales y más del diario vivir de todos los que estamos en este mundo.

La falta de amor por lo que no nos concierne, el respeto ante los que ya nos enseñaron de la vida de antes con el respeto por todos por delante.
La carencia de ser más humanos y menos mecánicos, que la virtualidad cada día es más realidad con su frialdad que congela los huesos y los sentimientos.
La pereza que ahora trae el mundo ante lo que es dolor, ante el sufrimiento y lo que significa llorar, es una lástima ver como se cree más en un ídolo de barro con un artista o actor que un ser que sufre y que da la pauta para ganar el cielo.
La tristeza que ya llevamos muchos en el alma de ver como se queda sola una madre que dio vida a tantos hijos porque " es que no tengo tiempo " ....

La falta de sentimientos ante todo lo que hiere, lo que daña, lo que destruye como lo es la guerra, el hambre y el abuso de poder de los más ricos, la poca importancia de los gobiernos de hoy cada vez más políticos y menos sociales...la maldita soledad que ya nos aísla a algunos de todo lo que es bueno y que cada día nos aleja de los demás seres humanos, familia incluida.

No hay idea de que sucede en este frío mundo de hoy pero lo que sabemos algunos es que ya está en extinción, ya tiene hora fija de su fin, que su fecha de vencimiento es más y más cercana porque la verdad hiede, y su mal origen debe ser sanado.

No somos nada, ni polvo de estrellas, estas ya murieron, somos un reducto de la poca solidaridad entre seres humanos y el poco amor que hay, que cada día más seca sus sentimientos y enriquece sus arcas.

XXXXL.

Visitas: 47

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Anundis.com :: Discapacidad :: Red Social para añadir comentarios!

Participar en Anundis.com :: Discapacidad :: Red Social

© 2004 - 2019   Anundis.com :: Discapacidad :: Red Social   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio